• CHC Las Rozas

Buenas sensaciones en la sede de Aranda


Tras la primera sede disputada en Castellón, en la cual se perdieron los dos partidos con rotundidad y, con ello, todas las opciones de aspirar al título, el equipo infantil llegaba a Aranda con el claro objetivo de dar un importante salto hacia delante en el nivel de juego. Y podemos dar fe de que lo hizo.


El primer partido era ante un clásico, el Rubí CP, quienes venían de perder en la primera sede ante Uroloki por 0-4 y de ganar a Sant Andreu con un ajustado 5/6, ambos partidos jugados en su pista. Por la mañana se había enfrentado al conjunto local de Aranda, cayendo derrotados con un marcador de 1/3.


Arrancó el partido con claro dominio de los Caníbales, pero un muy inspirado portero de los catalanes evitaba que el gol llegase al marcador. Pronto llegaron las faltas de los de Barcelona, pero los de Las Rozas eran incapaces de sacar el más mínimo beneficio. Con igualdad en la pista Jaime Jerez anotaba el 1/0 aprovechando un rechace. Siguió el carrusel del faltas, y ninguno de los dos equipos las aprovechaba, hasta que restando dos minutos y medio Jaime Serrano, en una jugada de habilidad anotaba el 2/0. Quedaba poco para el descanso, pero en ese tiempo un jugador de cada equipo fue expulsado, llegando a la media parte con tres jugadores por conjunto.


Arrancó la segunda parte, y cuando los de Las Rozas recuperaron a su jugador expulsado y estaban en superioridad en un contraataque y de tiro lejano los de Rubí anotaban el 1/2 y se metían en el encuentro. Mala forma de empezar la segunda mitad para los Caníbales. Y a partir de aquí comenzó un carrusel de expulsiones que afeó el encuentro, y que ningún conjunto era capaz de aprovechar. Hasta que a falta de 6' 36, de nuevo Jaime Jerez aprovechó una asistencia de Guillermo Rojas para convertir en gol la enésima superioridad que se daba en el partido y aclarar un poco el marcador. A partir de aquí todo fue ida y vuelta, y los de Las Rozas aprovecharon mucho mejor sus opciones consiguiendo dos goles más, el 4-1 por mediación de Héctor Acuña, restando 2' 20', y el definitivo 5-1 anotado por Jaime Serrano a falta de 47sg. No quedaba nada, pero aun así se cometieron dos faltas más, una de un jugador de Las Rozas y otra, una justa penalización de partido a falta de 6sg, de un jugador de Rubí.


Feo y trabado el partido disputado entre los dos conjuntos, en el que se jugó más tiempo en inferioridad que cuatro contra cuatro, con 48 minutos de expulsión para un conjunto y 22 para el otro.



Por la tarde el rival era el complicado conjunto rival, que llegaba invicto. Además de ganar a Rubí en la primera sede había derrotado a los Fénix por 4/1 y al CPLV por el mismo resultado. Una victoria le mantendría en lo más alto de la tabla, empatado a puntos con el HC Castellón. Si esos abales no eran suficientes, jugaba en su pista.


El partido arrancó y fue totalmente distinto al de la mañana, con un conjunto local que dominaba el puck, y con unos Caníbales a la espera de anotar alguna contra. Pero en un error defensivo de Las Rozas muy bien aprovechado por los Erizos llegó el 1/0 restando 12' 46'', y tres minutos después llegó una inferioridad de los Caníbales que los arandinos ejecutaron excelentemente para poner el 2/0 a falta de ocho minutos. El partido estaba siendo local, y un gol más habría matado el encuentro. Pero los Caníbales aguantaron el tipo, y con menos de cuatro minutos para el descanso tuvieron una superioridad a favor para acercarse en el marcador, situación que no supieron aprovechar. Sin embargo, restando 28sg Daniel Lillo anotaba de jugada personal y metía de nuevo a los roceños en el encuentro.


Arrancó la segunda parte con unos Caníbales con la moral alta, y mucho más adaptados a la pista. Si el primer tiempo había sido de los locales en este las cosas se igualaron, pero los de Aranda gestionaban muy bien la posesión, no dejando a los contrarios el ritmo del juego. Los de Las Rozas de nuevo desaprovecharon una superioridad faltando 14, 35'', y los de casa siguieron con su plan de juego, posesión y a esperar. Pero la defensa Caníbal comenzó a subir la presión, y restando 2' 08'' robaron un puck que Guillermo Rojas convirtió en el gol del empate. Y aquí el partido se abrió del todo. 17 sg después de nuevo Guillermo Rojas anotó de jugada personal el 2/3 que daba la vuelta al marcador, pero restando 55sg los locales anotaban el definitivo 3/3. Se llegó a la prórroga y ambos conjuntos se lanzaron al ataque, pero ninguno pudo aprovechar alguna de las múltiples ocasiones. Al final se llegó a los penaltis y aquí los locales se llevaron el triunfo.


Buena sede de los Caníbales que han dado un paso adelante, poniéndose al nivel que se exige en esta competición. Faltan muchas cosas que mejorar, entre ellas las superioridades, pero el equipo ha sacado el potencial que se le esperaba.



85 wyświetlenia0 komentarz

Ostatnie posty

Zobacz wszystkie

©2018 by CHC LAS ROZAS. Proudly created with Wix.com